“Alguien que cuide de mí” – Judith McNaught

16 abr. 2014


Autora: Judith McNaught 
Título original: “Someone to watch over me”
Categoría: Romántica / Policial
Editorial: Pocket Books / Zeta Bolsillo
Publicación: 2003 (2011)
Protagonistas: Leight Kendall y Michael Valente

“Judith McNaught, autora de numerosos best-sellers de gran éxito, nos seduce con una novela de suspense electrizante protagonizada por personajes inolvidables a merced del poder, la ambición y el deseo…”

Sinopsis:
La exitosa actriz Leigh Kendall se dirige hacia el norte del estado de Nueva York al encuentro de su esposo Logan para inaugurar juntos la nueva casa. Mientras maneja en la noche invernal, una repentina tormenta de nieve le hace perder el control del auto. Cuando vuelve en sí está en el hospital local, gravemente herida. Allí la policía le informa que Logan ha desaparecido sin dejar rastros. Desconcertada, lo único que Leigh tiene son preguntas. ¿Dónde está su esposo? ¿Qué ocurrió esa noche? ¿Quién cuidará de ella? ¿Por qué el notorio Michael Valente se ofrece a ayudarla? Poco a poco, Leigh se interna en un territorio desconocido, donde es imposible discernir entre amigos y enemigos, y donde la verdad se esconde detrás de las más diversas máscaras.
En Venta: La Casa del Libro; Amazon   


Características de los personajes:

Leigh Kendall Manning: 35 años, cabello castaño rojizo, ojos aguamarina. Es una famosa actriz de teatro en Broadway. Eran muy jóvenes y pobres cuando ella y Logan se casaron, hace 13 años. Ahora, ambos tienen mucha fama, prestigio y dinero, y viven en un edificio del Uper East Side, en Nueva York. Nunca tuvieron hijos. Nació en Chicago, pero se crio con su abuela materna en Ohio, durante la convalecencia de su madre a causa del cáncer, por el que falleció posteriormente. No conoció a su padre. No tiene más familia que su marido Logan.

Michael Valente: 41 años, muy alto (como 1.90cm), cabellos negros, ojos color ámbar, atlético y musculoso. Tiene sangre italiana e irlandesa. Es un magnate multimillonario que se abrió camino solo, con mucho esfuerzo, dedicado sobre todo al negocio de la construcción. De adolescente, estuvo preso durante 4 años por homicidio culposo. Estudió las carreras de Administración de Empresas y la de Derecho, en la Universidad Estatal de Nueva York; además tiene una maestría en Harvard. Estuvo casado durante corto tiempo. Sus padres murieron cuando él era un niño. Lo adoptaron y criaron unos tíos.   

Samantha Littleton (Sam): 33 años, detective de la policía de NY. Es joven, muy bonita, muy inteligente y profesional. Su padre fallecido fue un famoso entrenador de fútbol americano; tiene 6 hermanos mayores. Tiene el cabello negro y los ojos castaños.

Mitchell McCord (Mack): 45 años, teniente de la policía, considerado toda una leyenda en el Departamento de Policía, por su valentía, dureza, inteligencia y rectitud. Es alto, delgado, no es atractivo, muy masculino, cabello entrecano, ojos azules, con cicatrices en la mejilla.

Otros personajes: 1) Logan Manning (marido de Leigh; 35 años, arquitecto, muy guapo, buen físico, ojos hermosos, cabello castaño, porte distinguido gracias a sus antepasados de una antigua familia aristocrática de NY que dilapidó todo su dinero, por lo que él tuvo que forjarse su fortuna de nuevo); 2) Hilda Brunner (ama de llaves de Leigh y Logan; muy puntillosa con la limpieza y el orden, fiel y honesta); 3) Malcom Shrader (detective de la policía de NY, compañero de Sam; poco más de 40 años, bajo, robusto, moreno, cabello negro, ojos oscuros); 4) Estebe Womack (detective de la policía de NY, compañero de Sam; unos 50 años, cabello entrecano, ojos celestes); 5) Thomas Holland (capitán de la policía de NY, 41 años, , muy guapo, inteligente, aspecto refinado, tiene un doctorado); 6) William Trumanti (jefe de la policía de NY, sangre italiana, hombre mayor, duro, carácter fuerte); 7) Edelman (alcalde de la ciudad de NY); 8) Hollenbeck (senador, padrastro de Sam); 9) Jason Solomon (autor de obras de teatro en Broadway, productor; amigo de Leigh; 35 años, gay, muy inteligente); 10) Theta Berenson (amiga de Leigh; pintora, no muy agraciada físicamente); 11) Sheila Winters (psiquiatra, terapeuta, amiga de Leigh; 37 años, rubia, guapa); 12) Claire Straight (amiga de Leigh; divorciada, odia a los hombres); 13) Sybil Haywood (astróloga, amiga de Leigh; rubia); 14) Trish Befkowitz (publicista de Leigh; nada agraciada físicamente); 15) Brenna Quade (secretaria de Leigh; rubia, amable y eficiente); 16) Jane Sebring (actriz secundaria en la obra que ahora protagoniza Leigh; es muy hermosa, proviene de una famosa familia dedicada al teatro; incursionó en Hollywood y ganó un Oscar como actriz de reparto); 17) Eric Ingram (pareja de Jason; pintor, callado); 18) Marie Angelini (dueña de un mercadito en un barrio de NY en el que vivía Leigh cuando joven; muy trabajadora, con una vida dura; tiene tres hijos: Angelo, Falco y Dominico; todos con tristes historias delincuenciales, al parecer); 19) Frank Morrisey (camarero en el restaurante italiano, unos 60 años); 20) Damon Harwell y Borowski (agentes de la policía de NY); entre otros.


Comentarios personales:

Esta es otra de las novelas muy recomendables de la autora Judith McNaugh. Se podría decir que es independiente, aunque guarda relación con una serie de la misma autora, por los personajes que participan.

La novela contiene 78 capítulos, algunos bastante cortitos, así que no se asusten, porque se podría decir que la extensión del libro es media, poco más de 300 páginas. La narración es en tercera persona, y está ambientada mayormente en la ciudad de Nueva York.

La historia inicia con el relato de un accidente automovilístico sufrido por la protagonista, la famosa actriz Leigh Kendall, quien se suponía que iba rumbo a encontrarse con su marido, Logan Manning, que la esperaba para pasar unos románticos días en una cabaña en las montañas, como parte de una terapia para fortalecer su matrimonio, además de festejar privadamente el cumpleaños de ella y el reciente estreno de la nueva obra de teatro en la que participa. Pero las cosas se tuercen de tal manera, que Leigh sufre ese accidente, nunca llega al lugar y para colmo de males, su marido desaparece sin dejar rastro. Las tragedias se le juntan, pero mientras se recupera de las secuelas físicas del accidente y espera que den con el paradero de su marido, aparece en su vida un socio de negocios de Logan, de reputación bastante cuestionable, que por encontrarse en el lugar y momento justo, le ofrece su ayuda para aliviar toda la desgracia que ella está viviendo. Por lo que, junto con los tragos amargos que le esperan, ahora debe sumarle todos los eventos inesperados que aportará a su vida la aparición de Michael Valente, quien pretende asumir un rol de protector con ella.

Pero lo bueno de esta novela, es que no sólo tendremos la historia de amor principal, sino que también existe el plus de una historia secundaria, relacionada con la principal a través de las investigaciones policiales derivadas de la desaparición de Logan y todo lo que provoca dicho hecho.

Ahora bien, la historia secundaria es realmente atrapante… toda esa tensión y disimulo de sus sentimientos a los que se ven sometidos esos personajes es totalmente cautivante. Incluso me atrevería a decir que los diálogos más lindos se dan entre ellos. Por momentos, hasta parece que le roban cámara (por decirlo de alguna manera) a la pareja protagonista.

Creo que en el caso de esta novela, fácilmente podríamos estar hablando de cuatro personajes principales, a pesar de que debemos diferenciarlos como corresponde, siendo Leigh y Michael los protagonistas, y Sam y Mack los personajes secundarios.

Pese a que la trama está armada de manera que en un principio creamos que los protagonistas son Leigh y su esposo Logan Manning, los sucesos que se plantean nos van llevando por otros derroteros y terminamos conociendo a un inesperado personaje, Michael Valente, al que nos quieren pintar como el villano a investigar. Como en otras novelas de esta autora, la historia de amor principal se va mezclando lentamente con un hecho policial que debe ser resuelto, y para eso, entran en escena varios agentes policíacos, de los cuáles destacamos a Samantha Littleton, Malcom Shrader y Estebe Womack, quienes serán liderados por una casi eminencia en asuntos investigativos, como es Mitchell McCord.
SPOILERS (Favor omitir este recuadro si aún no leyeron el libro): Como otros libros de esta autora, hay cosas que quedan abiertas o sin mucha explicación. Por ejemplo, que la psiquiatra comenta que hubo una infidelidad de la que Leigh se enteró hace años y que la dejó destrozada, e incluso la misma Leigh lo comenta; pero nunca supimos con quién fue. También, se menciona de pasada que Michael estuvo casado, pero no se dijo cuándo ni con quién. Además, no se aclara, aunque creo que queda implícito, si al final Leigh le cuenta a la policía lo que se enteró sobre los negocios de su marido, después del ataque.

En cuanto a la caracterización de los personajes, debo decir que quedé encantada con la parte femenina, representada tanto por Leigh como por Sam, ya que ambas, a pesar de ser muy distintas mostraron una fortaleza única en lo que le toca vivir a cada quien. Por un lado, Leigh nos muestra el lado vulnerable y sensible de las cosas, con todo lo difícil que le pasa y que aún así lucha por salir adelante. Mientras que Sam, es una mujer sagaz, inteligente, instintiva, con su lado emocional, que es el que la hace ganar las pulseadas laborales con sus compañeros, ya que por sus dulces y sencillas maneras logra casi todo lo que se propone, algo aprendido al crecer al lado de seis hermanos varones que la tenían de mascota. 

Y la parte masculina, representada por Michael y Mack, no se quedó para nada atrás. La verdad, me quedé sin poder definir cuál de los dos me gustó más, así que declaré un empate. Ambos son más parecidos de lo que ellos mismos quieren aceptar, son hombres duros, hechos a sí mismos, valientes, luchadores, curtidos por la vida, a los que ya pocas cosas pueden sorprenderlos, porque han visto y vivido mucho. Son de aquellos cuyo mayor atractivo está en su gran inteligencia y fuerza de carácter, de esos que no dudan en cuidar y proteger a quienes aman.   

La trama está tan bien armada que uno como lector termina sospechando de casi “todos”…. Y lo bueno es que te pasas la mayor parte del libro armando y desarmando hipótesis sobre quién o quiénes son los “malos”, mientras la tensión y la expectativa crecen. Sí, yo al menos lo viví así… Definitivamente, el punto fuerte del libro es la labor investigativa de los detectives, misma que nos hace pensar en esas series televisivas que abordan estos temas, de las cuales incluso aquí hacen referencia a manera de broma.

Conviene que les aclare que en la historia, lo que brilla con luz propia es todo lo referente al caso policial, o sea, las intrigas, misterios, engaños y venganzas que la enmarcan; situación por la cual la parte romántica queda en un segundo plano, aunque tiene gran importancia y es el hilo conductor de muchas de las acciones, pero no es en lo que más se enfoca la novela. Y tal vez ése podría ser un pequeño “pero” que le pondría, aunque insistiré en decir que eso no le roba lo interesante a la historia, ya que creo que es parte de lo que lo hace tan atrayente.

Su conexión con otras novelas de la autora, específicamente con la serie “Perfecta”, viene por el lado de que Matt y Meredith Farrell (protagonistas del primer libro, Paraíso Robado) son grandes amigos de la pareja conformada por Leigh y Logan Manning, incluso debido a esa gran amistad, le prestan por unos meses a su querido y fiel Joe O’Hara para que funja como chofer y guardaespaldas de Leigh. También hay una relación con la tercera novela, Susurros en la noche”, en la que participa como secundaria Courtney Maitland (hermana menor del protagonista Noah Maitland); aquí Courtney es amiga de Leigh, ya que vive en el mismo edificio que ella en Nueva York; y además da la casualidad de que Michael y Noah son amigos y socios de negocios. Un dato importante es que aquí Courtney tiene 16 años, además de que esta novela es anterior a la tercera y cuarta de la serie antes mencionada. Y bueno, si recuerdan, ya les había mencionado en otra reseña que la pareja conformada por Leigh y Michael Valente tienen una pequeña mención en el cuarto libro, Suspiros de pasión”. 

Curiosamente algunos de los momentos más graciosos que tiene la novela los aporta la carismática y excéntrica Courtney Maitland; la verdad, la chica es tan ingeniosa e inteligente que bien valdría la pena que tuviera su propio libro, porque estoy segura que le hará ver las estrellas a quien se enamore de ella, con su lengua afilada y sus ocurrencias.

Definitivamente, les recomiendo mucho esta novela, no sólo por ser de una de mis autoras favoritas, sino porque claramente representa un soplo de aire fresco entre tanto libro con trama repetida. Aquí, se encontrarán nuevamente con todo lo que ya caracteriza a los libros de romántica contemporánea de esta autora, o sea, una historia de amor en medio de una intriga policial por resolver. Aunque en este caso más bien, sería la resolución de un caso policial en medio de una historia de amor, porque ésta pasa a un segundo plano en la narración. Es una novela que mantiene el suspenso hasta el final, por lo que conforme avanzamos en la lectura vamos acumulando dudas y sospechas que nos mantiene pegados a sus hojas. Yo al menos no la pude soltar, y sufrí junto a la protagonista todo el calvario que ella vive. Si lo leyeron o lo leerán, ¡¡ahí me cuentan!! JJJ


Frases: (pueden ser spoilers)

“Yo deseaba para ti alguien mejor que yo... Estoy convencido de que estabas destinada a ser mi guía... y que yo estaba destinado a protegerte y cuidarte…” (Michael)

“—¡No! ¡Absolutamente no! Es una locura. Cambiaría todo. Después no seríamos los mismos. Me encanta la relación que tenemos en este momento. Y, además, no estaría bien, no sería justo. —¿Para quién?. —¡Para ti! ¿Cómo pudiste pensar que yo podría... usarte... de esa manera? ¡Ni en sueños!. —Quiero ser usado…” (Leigh y Michael)

“—¿Mack?. —Sí. —He tomado una decisión. —Abre la puerta. —¿Te gustaría pasar?. —Se te acabó el tiempo, Sam. —¿Tiempo para qué?. —Para cambiar de idea con respecto a nosotros. —No pienso cambiar nunca de idea…” (Sam y Mack)


Observaciones (Obs):

- Esta novela está relacionada con la serie “Perfecta”, de la misma autora.

- Los personajes de Leigh y Michael Valente, junto con los de Matt y Meredith Farrell son mencionados en el libro Suspiros de pasión” (Perfecta #4), ya que son amigos personales de Mitchell Wyatt, protagonista de esa novela. 


Booktrailer: no tiene.


Soundtracks del libro: no tiene.







12 comentarios:

Ro(uy) dijo...

Holis, no lei nada de esta autora pero me dejaste con la intriga. Voy a ver si empiezo con este libro. Despues te cuento.
besotes

Karina Garcia dijo...

Hola Car, aunque tengo muchisimos libros en mi lista, ayer me hice de este libro porque me encanta esta escritora, leí de que se trata y lo sume al carrito...lo leeré pronto y me pasare por aquí para contarte que me ha parecido...aún no salgo de mi asombro...juro que hasta ayer no sabia de su existencia...Felices Pascuas para vos y tu familia. Un beso enorme.

Mueropor Libros dijo...

Hola Ro!!
No sé si soy demasiado parcial, pero esta autora a mí me encanta, y hasta ahora no he encontrado un libro malo de ella. Por supuesto, como con todo, hay unos mejores que otros, pero todos mantienen el estilo de ella y para mí eso es lo interesante.
¡¡Ahí me contás cuando lo leas!!

Besotes!!! :D

Mueropor Libros dijo...

Hola Kary!!!
Por una parte me alegro de haberte hecho conocer un libro del que no tenías idea, pero por otro me siento culpable de que sigas aumentando tu interminable lista, jejejeje... Yo creo que jamás llegará el día en que yo puedo reducir la mía!!!

Aunque no pasa nada si no lo lees en orden, se supone que por lo que pasa en este libro, cronológicamente su contenido vendría antes del de Perfecta 03 y 04.

Besotes!!! :D

Karina Garcia dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Karina Garcia dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Karina Garcia dijo...

Car querida, voy por el 35% del libro y si bien me gusta el estilo de la escritora y tanto Paraiso Robado como Perfecta han dejado huellas, aún no encuentro nada de romance en este relato y me estoy poniendo un poco ansiosa...poco se necesita para ello ...por favor decime que en algún momento del libro aparecera el romance....beso grande.

Mueropor Libros dijo...

Jajajajaja, ayyy Kary!!! Me hiciste soltar la carcajadaaaaaa!!!!

Bueno, como lo comento en la reseña, yo diría que el libro tiene más de intriga policial que de romance. Sí hay romance, lo encontrarás disperso por la historia, pero no es lo más importante dentro de la trama.
Lo más remarcable es el caso policial y todos los sospechosos que salen a la luz, y bueno, otras cuestiones que también salen a la luz que son muy dolorosas.
A mí me gustó muchísimo la novela, porque tal vez en ese momento me quería sentir como alguien de CSI o series parecidas, jejejeje
Ya me dirás qué tal!!!
Besotes!!! :D

Karina Garcia dijo...

Hola Car!! termine este libro hace dos noches...como ya sabrás soy bastante ansiosa y por ello mi mensaje anterior, siempre me digo, tengo que disfrutar de la lectura y ver adonde me lleva, pero me cuesta bastante, literalmente me trago los libros y luego cuando los termino, como es el caso de Alguien que cuide de mi, me apena y me quedo pensando en la historia por varios días y re-leo los últimos capítulos.
Esta historia es hermosa, más allá de lo que tienen que pasar sus protagonistas para ser felices.
El libro se disfruta de principio a fin y las escenas románticas son muy buenas y están en el momento justo, ni antes ni después
Michael Valente, me conquisto por su corazón honesto y protector.
Me pareció un poco raro que Liegh no sospechara nada de lo que sucedía alrededor, pero creo que en determinados ambientes eso puede suceder, la autora es de lo más convincente...
Admire las agallas de Mitchael, ojala en la vida real haya muchos policias como él y Sam con su intuición femenina...una dulzura.
Este es el tercer libro que leo de Judith McNaugth y me han gustado tanto...creo que Paraíso Robado es mi favorito por poco...los tres son increibles. Seguiré leyendo a esta escritora porque cada obra es única. Gracias Car por la reseña y la recomendación. Un beso grande.

Mueropor Libros dijo...

Hola Kary!!!
Como te decía una vez, los libros de Judith McNaught no son fáciles de leer, porque está escrito al estilo clásico de las autoras de los 80 y 90, que son las que leí de adolescente. Porque son largos, y aveces los primeros capítulos pueden parecer tediosos o que no conducen a alguna parte, pero para mí ella es una autora que vale la pena leer y a la que vale la pena dedicarle tiempo, porque sí hay que dedicar unos días a leer sus novelas, pero al menos a mí nunca me deja defraudada. Siempre me sorprendo con las intrigas, y en el caso particular de esta novela, es la que me parece que sorprende más, porque muchas cosas no me las esperaba...
Me alegro que te haya gustado... ahora te faltarían las otras dos de la serie Perfecta, y podrías decir que cerrarás un ciclo, jejejeje

Besotes!!! :D

Zairobe Romero dijo...

Hola Car! De los libros contemporáneos de esta autora solo me faltaba este, no me decidía a leerlo, y te confieso q al principio me costo, me costo mucho, fueron muchas páginas esperando q se pusiera interesante, menos mal q si lo hizo, y el resultado no podía ser otro q magnífico, cuando todo se supo odie a Logan, desgraciado infeliz, y obvio ame a Michael y a Mack, gracias por la reseña, y por insistirme q la leyera en otro comentario de otra de las novelas de esta autora. Un abrazo

Mueropor Libros dijo...

Hola Zairobe!!
Fíjate que eso que comentas es algo que suele pasar con los libros de esta autora, o sea, que tengan un comienzo que puede parecer lento para avanzar, es como algo característico de sus historias, hasta que luego toma ritmo y se pone emocionante.
Como muchas veces son historias que se desarrollan en varios años, es necesario pasar por el relato explicativo de los primeros capítulos, no hay de otra.
Pero esta autora nunca defrauda, porque sus historias terminan conquistándote. Ella es una de mis autoras preferidas. Y bueno, es sólo cuestión de conocer su estilo, tener paciencia y ya sabes lo que te encontrarás.
Uffff esta novela me tuvo en bastante tensión, y después descubrir todooo lo que la protagonista ignoraba, me dio mucha rabiaaaa, gggrrrrr, jajajaja

¡Me alegro de que te hayas animado a leerla!

Besotes!! :D

Publicar un comentario

ESTE BLOG SE NUTRE DE TUS COMENTARIOS. Atte. CAR

Entradas populares

Archivo del blog

 
Muero por los libros Copyright © 2013 | Tema Diseñado por: Leyendo ando... | Con la tecnología de: Blogger